Rolfing, el testimonio de Aurora

Rolfing, el testimonio de Aurora

Te presento a Aurora. Aurora destaca por su sonrisa, su alegría y por su espíritu ligero.

¿Por qué estás haciendo Rolfing?

Empezé Rolfing por molestias generales (dolores de lumbares y ciática) provocadas por un accidente de ski en febrero del año 2000 que afectó a mi rodilla izquierda. Debido a una mala recuperación tuve tres intervenciones; esto generó tener artrosis mucho antes de lo que me hubiera tocado. Todo esto conlleva una sobrecarga en el lado contrario para proteger mi parte afectada. El cuerpo es muy sabio. Al ser muy flexible me adapto con facilidad, pero mal. Este método me rectifíca la postura y me equilibra, todo ello contribuye a mi bienestar y por ello realizo varias sesiones al año. Actualmente sigo por bienestar general.

¿Qué te ha aportado?

Mi postura es más correcta, mi cuerpo más suelto, soy más consciente y así puedo rectificarlo. Todo esto hace que me sienta mejor y que no tenga dolores.

¿Cómo describirías Rolfing?

Te activa puntos en el cuerpo para que funcionen mejor.

¿A quién se lo recomendarías?

A cualquier persona que quiera estar bien, tenga o no lesiones.

¿Por qué te gusta trabajar con migo?

Eres muy directa, se te ve con mucho conocimiento y sabes lo que haces.

This article was written by
Julia Zatta

Julia se dedica a impartir cursos de anatomía a profesores de yoga en persona y on-line. Síguela en Facebook e Instagram para estar al tanto de sus cursos y artículos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *